Restaurante Sauló

Cocina tradicional catalana

Aromas y gustos mediterráneos para disfrutar del sabor de nuestra tierra

La textura de las cepas y el olor del olivo desempeñan un papel protagonista en el Restaurante Sauló, por eso, todos nuestros platos, encuadrados en el marco de la cocina tradicional catalana, están impregnados de los mejores vinos y aceites del país.

Nuestro chef, ha sabido plasmar a la perfección la temática del restaurante en sus platos de elaboración tradicional con toques de autor. A su maestría se suma el saber hacer de nuestro equipo de cocina y sala, experto en complacer a los más selectos paladares.

El restaurante del Hotel Can Galvany tiene capacidad para albergar hasta 100 comensales y dispone de un salón privado, la Sala Caminus, con capacidad para 20-30 personas y chimenea, donde podrá disfrutar de una buena comida en un ambiente íntimo. Además, la cafetería-lounge está presidida por un olivo milenario, emplazado en el jardín exterior con terraza.

El mundo del vino

El mundo del vino

Buscamos referencias en todo el proceso de elaboración del vino, empezando por la vid y el verdor de sus hojas, la luz dorada de sus campos, el brillo de sus racimos. El comedor se organiza a través de unas mamparas metalizadas doradas y móviles que permiten cambiar su configuración y crear espacios más acogedores e íntimos. Diferentes tonos de madera en mesas, paredes y muebles de servicio, junto con el brillo de las botellas de vino expuestas, nos transportan a otra de las fases en la elaboración del vino: la bodega.

El mundo del vino

Privacidad y exclusividad

Forrado de madera envejecida, como si de una antigua barrica se tratara, este espacio es un pequeño salón, elegante y acogedor al mismo tiempo. Una gran mesa, una chimenea y una pequeña biblioteca lo convierten en un espacio multiusos, perfecto tanto para tomar una copa como para celebrar un evento privado.

El mundo del vino

El aceite, oro líquido

Junto a la piscina y un olivo milenario se encuentra la cafetería. Un único mueble de madera dorada se transforma en barra, en banco y en lugar de exposición de elementos relacionados con el mundo de los aceites. Las paredes y el mobiliario, de madera y mimbre, consiguen un ambiente cálido y relajado.

A 15 MIN DE BARCELONA

Ver más

SHOPPING A 5 MINUTOS EN COCHE

Ver más

HotelSearch

por

Newsletters